La lluvia de estrellas de las Cuadrántidas se produce durante el invierno y la noche más apropiada para observarles suele ser la del 2 al 3 de enero. En esta ocasión la zona de observación fue el Parque natural Sierra de Huetor. La cámara de fotos registró siete estrellas fugaces durante varias horas, lo que me indica que tal vez no fuera la mejor noche para observar este fenómeno natural. Lo que si es cierto es que el cielo estuvo nublado durante bastante tiempo, limitando la posibilidad de observación. en cualquier caso sigue siendo una maravilla poder observar el cielo de este espacio natural una noche de invierno.